Exposición «Encaixar un captiveri. 63 dies que han canviat la nostra realitat»

Exposición «Encaixar un captiveri. 63 dies que han canviat la nostra realitat»

ENCAJAR UN CAUTIVERIO:

63 DIAS QUE CAMBIARON NUESTRA REALIDAD
 

Presentación propuesta

 

Encajar un Cautiverio surge a partir de conversaciones entre creadores y artistas  sobre los 63 días de confinamiento, en ellas se reflejan las preocupaciones por la deriva social, emocional y el impacto en la identidad de grupo que están teniendo la crisis sociosanitaria de la Covid-19 en cada uno de nosotros y nuestra sociedad.
 
En esta nueva etapa que descubrimos todos juntos, se han dado multitud de reacciones y comportamientos distintos. Tan diferenciados como contrapuestos.
 
Hemos asistido a acciones de solidaridad, entrega y altruismo que ya habíamos visto antes, pero quizá nunca a estos niveles. Pero también hemos sido testigos de muestras de egoísmo, irresponsabilidad e insolidaridad por igual.
 
En ocasiones, desde algunos medios de comunicación y redes sociales, se han dado casos de un comportamiento auténticamente carroñero y desleal, en un intento de intoxicar la política nacional a todos los niveles, o persiguiendo exclusivamente la consecución de intereses económicos.
 
Los motivos de algunos de estos comportamientos nos parecen muchas veces realmente inexplicables por carecer en apariencia de utilidad o beneficio alguno para nadie. Aún así, se han dado, de forma tan numerosa como abrumadora.
 
Por culpa de esto y, en  cierto  modo ,   también gracias a esto, el pensamiento crítico, de nuevo, ha despertado entre nosotros. Todos nosotros.
 
Vivimos un confinamiento en medio del ruido. Una soledad plagada de voces, con energías e intenciones muy distintas. Capaces de llenarnos de esperanza o de hundirnos en la desolación. Cuanto mayor ha sido el ruido más fuerte ha sido la necesidad de recuperar la reflexión, la individualidad del pensamiento crítico. La voz propia.
 
Foto: Alicia Alcantud. Universitat de València
 
Una verdad que carece de intención, pero no de interés. Con estas premisas planteamos conformar esta exposición, creada por obras confinadas en una misma tesitura, condición y lugar.
 
Se trata de obras y propuestas de 26 creadores de la ciudad de Valencia que plantean una visión que acompaña al espectador, nacida desde el silencio y la reflexión. Obras que pretenden crear sociedad. No necesariamente remendando los descosidos, sino más bien tejiendo una nueva. Una mejor identidad de grupo capaz de soportar las próximas crisis que están por venir.
 
Estas 26 propuestas creativas están condicionadas a un espacio limitado que define este proyecto y que lo vincula estrechamente a la idea de confinamiento:  se presentarán obras encapsuladas en cubículos o cajas de 100x70cm, que podrán disponerse en el suelo y el perímetro del espacio expositivo, a través de las cuales tenemos acceso a cada obra, a cada espacio privado de confinamiento.
 
Este proyecto surge del ejercicio participativo de una red multidisciplinar de creadores de diferentes ámbitos, con exponentes del mundo de la escultura, la palabra o la vídeo creación que pueden ofrecer una visión global y diferenciada de lo vivido en estas fechas por todos nosotros.
 
Un pensamiento crítico silencioso que nos ayude a combatir el ruido en el que se ha convertido esta etapa de la humanidad.

Creadores y artistas participantes

 

Paco Ortí Ballester
María Cárdenas
Anna Fonollosa Caballer
Patricia Varea Milan
Laura Salguero
Miguel Ángel Valencia, Dani Sa-Lo i Julia Valencia
Rafaela Pareja
Ana Spoon
Carlos Maiques
Jose Plá
Assad Kassad
Radiante
Luis Crespo
Juana Varela i Inés Parcero
Juan Ortí García
Daniel Tejero
Sergi Palau i María José Llergo
Inma Liñana
Pablo Vindel
Claudia Martínez
coRTarcabezas collages (Toño FM i Raúl Lago)
Carmen Selma
Marea Danza i Corinne Films
Eduardo Almiñana de Cózar
Toni Tordera
Alejandra de la Torre Morejón de Girón

Fuente: www.uv.es

No Comments

Post A Comment